“Las estancias de investigación en el extranjero te hacen volver a tus años de estudiante”

Jesús Zamora en el Lago Constanza (Alemania)

Jesús Zamora Bonilla es catedrático de Filosofía de la Ciencia en la UNED. En las próximas semanas viajará a Alemania para ampliar sus conocimientos sobre esa área en el departamento de Filosofía de la Universidad de Konstanz. Una experiencia que espera con impaciencia, aunque para él no es su “primera vez”. Hace unos años pasó una temporada “totalmente enriquecedora” en la Universidad de Helsinki (Finlandia).

Estás a punto de viajar a Alemania para empezar una estancia de investigación. ¿Nos puedes dar más detalles?

Mi lugar de destino es el departamento de Filosofía de la Universidad de Konstanz, que es una de las 13 universidades de excelencia de Alemania. Ese departamento es especialmente potente en temas de epistemología formal y filosofía de la ciencia, que son mis principales áreas de especialización, y es sobre lo que voy a trabajar allí. Durante mi estancia aprovecharé también para participar en varios encuentros que tendrán lugar no solo en Konstanz, sino en lugares relativamente cercanos (de Alemania o del norte de Italia)

Vista aérea de la Universidad de Konstanz

¿Cómo es Konstanz?

Konstanz es una ciudad de origen romano, al borde de un lago al pie de los Alpes, en la frontera entre Alemania y Suiza. Un entorno espero que ideal para la reflexión filosófica y de otros tipos.

¿Por qué escogiste este destino?

Sobre todo, por la calidad del grupo receptor, con investigadores consagrados, como Wolfgang Spohn, y figuras “emergentes”, como Franz Huber.

Ya has realizado más estancias en el extranjero, ¿no es así?

Sí. Estuve en la Universidad de Helsinki, en concreto, en el Collegium for Advanced Studies, en el año 2006. El fruto principal de aquella estancia fue la preparación inicial del Handbook of Philosophy of the Social Sciences, que apareció el año pasado.

¿Qué es para ti lo más enriquecedor de estas experiencias?

Sobre todo, la posibilidad de intercambiar ideas con especialistas de talla mundial en conservaciones más largas que las que se pueden tener en un breve seminario, donde los tiempos están muy tasados. Y naturalmente, dar a conocer el trabajo que hacemos en la UNED.

Biblioteca de la Universidad Helsinki

Aunque los investigadores estáis habituados a realizar este tipo de estancias, aún hay algunos que no acaban de atreverse. ¿Por qué se lo recomendarías?

Es una experiencia totalmente enriquecedora. Las estancias de investigación en el extranjero te hacen volver a tus años de estudiante al descubrir una nueva universidad, unas nuevas costumbres, nuevos programas, formas distintas de trabajar y abordar los problemas. La recepción suele ser tremendamente calurosa; ellos también están encantados de colaborar con investigadores externos. Y es una forma de refrescarse intelectualmente.

Llevas gran parte de tu vida académica en la UNED, que cumple 40 años. ¿Cómo analizarías la evolución de la investigación en la universidad?

La UNED comenzó como una universidad muy centrada en la docencia, por su vocación de servicio público. Sin embargo, tuvo claro desde el principio que la excelencia docente solo se conseguirá con un equipo humano que fuera valioso también en el ámbito de la investigación, de modo que se han hecho notables esfuerzos para alcanzar esa meta. Creo que en la actualidad estamos a un nivel comparable al de otras universidades en ese aspecto, aunque, por desgracia, como los resultados de investigación suelen medirse en proporción al número de alumnos, y nosotros tenemos tantos, en los rankings solemos salir un poco mal representados.

Además de tu investigación (o gracias a ella) has publicado diversos libros. En estos momentos acabas de terminar el último. ¿De qué trata?

Jesús en una cabaña finlandesa

El último libro que he terminado no tiene que ver en realidad con mi investigación, sino que es una novela de aventuras, manuscritos ocultos, intriga histórica, sátira política y bastante humor. Se titula El evangelio de los Reyes Magos y se puede acceder al texto en este enlace. Garantizo a los lectores potenciales que se lo pasarán muy bien leyéndolo. Además, es una novela bastante larga (más de 500 páginas), idela para las tardes de verano. Tampoco tiene prácticamente nada de filosofía, que es lo mejor que se puede decir viniendo de un filósofo.

Como buen escritor, seguramente sabrás que tenemos en marcha un concurso de relatos de ciencia ficción sobre la UNED dentro de 40 años. ¿Cómo ves a la UNED en 2051?

No me gusta hacer pronósticos, pero lo que espero es que el sistema universitario español se haya racionalizado a lo largo de ese período, y en él siga jugando un papel fundamental la UNED como parte de la vertebración cultural y académica de toda España.

Un Comentario

  1. Patricia

    ¡Hola!

    ¿hay también estancias en el extranjero para doctorandos por la UNED? No sé muy bien dónde informarme sobre estas estancias, todo lo que encuentro en la página web es sobre Erasmus…

    ¡Muchas gracias!

Los comentarios están cerrados.